Un niño rellenito no siempre es un niño sano

La obesidad es un tema que nos toca de frente,  pero muchos quieren hacerse de la vista gorda o restarle importancia, la salud no es juego.

Se estima que alrededor de más de 300 millones de personas en el mundo son obesas, lo cual es una cifra sumamente alarmante, esta cifra engloba tanto a mujeres, niños y hombres sin distinción de raza. Contrario a lo que en algunos casos muchas madres creen, un niño rellenito o gordito no siempre es sinónimo de que este saludable, indiferentemente del hecho de estar gordo o flaco lo importante es que el niño se encuentre saludable, se estima que cerca de 8 de cada 10 niños que son obesos en su infancia tienden a ser adultos con problemas de sobrepeso.

Actualmente España se considera el segundo país de la unión europea con mayor cantidad de niños que tienen sobrepeso, estos se encuentran entre las edades de 6 a 12 años lo cual es alarmante pues si siguen estos patrones probablemente lleguen a sufrir de alguna patología más adelante o si aumentan constantemente de peso esto dificulte su desarrollo como niños normales, tanto porque les cueste correr con los demás niños o realizar alguna actividad como por el hecho de desarrollar alguna enfermedad como puede ser la diabetes infantil.

niño durmiendo

Además de ser un hecho el cual debe preocupar y ocupar a los padres, que un niño padezca de obesidad infantil durante la etapa escolar es algo delicado pues se expone a las burlas del resto de sus compañeros, a que les coloquen sobrenombres molestos y simplemente se metan con él por el hecho de ser el “gordito de la clase”, si bien es cierto que en muchos casos esto queda como si nada, también puede ocurrir que se generen una serie de complejos los cuales el niño llevará hasta su edad adulta, pueden sufrir de depresión, de ansiedad, quizás no quieran asistir mas a clases de acuerdo con el grado de bullying que sufra.

bullying

Más allá de los límites que se quieran establecer en casa los países toman medidas también en este aspecto, ya sea con la regulación de la comida chatarra con el fin de tratar de disminuir este problema o con el aumento del precio del azúcar como es el caso de España, con esta medida buscan cambiar los hábitos de las personas de manera un poco obligada, debido a que segundo encuestas realizadas han determinado que 2 de cada 10 niños tienen sobrepeso, esto es un problema el cual la OMS tiene en la mira desde hace años, se han implementado diversas medidas, pero no han logrado disminuir los niveles de obesidad.

El hecho de tener sobrepeso en la infancia es algo importante de tratar, porque afecta el estado de salud tanto físico como mental de un ser humano que está en plena etapa de desarrollo, existen muchas alternativas que pueden ayudar a salir a los pequeños de este problema por ejemplo IMEO aconseja a los padres establecer horarios fijos, esto es un factor importante debido a que un estudio realizado en la Universidad de Ohio demostró que no tener horarios fijos durante la etapa preescolar es un factor de riesgo para sufrir de obesidad a partir de los 11 años.